Home / consejos seguridad / Precaución en carreteras con hojas de los árboles

Cuando cambiamos de estación prestamos más atención a las inclemencias del tiempo. Si en verano nos preocupamos por el sol y las altas temperaturas; en otoño esa inquietud se traslada a las lluvias y el viento. Sin embargo, hay otro factor a tener en cuenta y al que se le presta poca atención son las hojas de los árboles.

Puede parecer una tontería, pero las hojas de los árboles secas y mojadas suponen un gran peligro. Según han concluido los expertos, son tan resbaladizas como la nieve y llegan a provocar aquaplaning. Es algo a tener en cuenta cuando estás en la carretera, sobre todo en calzadas secundarias y urbanas. Desde Autolunas Carabanchel te damos unos consejos para que sepas cómo actuar ante las hojas.

Claves para actuar con las hojas de los árboles

Velocidad segura: para no tener ningún peligro, debes mantener una velocidad segura. Si atraviesas un terreno lleno de hojas, no lo hagas demasiado rápido. Al estar mojadas pueden producir un efecto parecido al aquaplaning.

Reduce la velocidad: si te vas a enfrentar a las hojas secas caídas de los árboles, lo más inteligente es bajar la velocidad. Así tendrás el control completo del vehículo, aunque pueda descontrolarse en algún momento. Un truco es intentar conducir por el mismo lugar que pasan los vehículos precedentes. De esta forma sabrás el recorrido seguro para seguir circulando en la carretera.

Neumáticos: durante los periodos de lluvia es importante conocer el estado de los neumáticos. Siempre es algo clave, pero que estén en buenas condiciones es básico para no resbalar con hojas de los árboles.

Distancia de seguridad: para evitar cualquier tipo de colisión, mantén una distancia de seguridad. Se vuelve primordial, sobre todo en épocas cuando el agua o la nieve pueden hacer que el coche resbale.

Limpieza: por último y no menos importante es la limpieza de las hojas de los árboles. Una vez haya concluido el trayecto, es interesante la limpieza las hojas que estén incrustadas en el automóvil. Así evitarás que se acumulen o se atasquen en alguno de los conductos.