Home / consejos seguridad / Consejos para sobrellevar los atascos navideños

Las navidades de 2020 serán totalmente diferentes al resto. El plan para estas fechas nos dejará salir de la comunidad autónoma para visitar a los familiares en días concretos. Las cenas de Nochebuena y Nochevieja pueden llevarse a cabo, lo que significará un aluvión de coches en la carretera. Ármate de paciencia porque los atascos navideños pueden suceder en cualquiera circunstancia.

Si el año pasado los desplazamientos y el peligro aumentó durante los días previos a las fiestas (22, 23, 29 y 30); es posible que este año lo sean únicamente 24, 25, 31 y 1 puesto que es cuando podemos desplazarnos para visitar a familiares y allegados. Intentando descartar la opción del transporte público, es normal que se produzcan los temidos atascos navideños. Para que conduzcas con seguridad, desde Autolunas Carabanchel te damos unos consejos para sobrellevar la situación.

Pautas para soportar los atascos navideños

  • Paciencia: es la mejor arma para los atascos navideños y atascos de cualquier tipo. De nada sirve alterarte si estás parado en la carretera, ni tampoco pensar que vas a llegar tarde. La ansiedad al volante no aporta ningún beneficio, por ello relájate y distráete con la música mientras esperas.
  • Distancia: si estás en medio de un atasco, intenta mantener la distancia de seguridad en todo momento. Puede ser difícil debido a la proximidad y los continuos cambios de carril. Sin embargo, debes guardar la distancia y señalizar lo que hagas para avisar a los otros conductores.
  • Consulta: sabiendo que los atascos navideños serán una constante en la carretera; adelántate a los acontecimientos y desvíate por otro camino. Para ello, solo tienes que consultar el estado de tráfico antes de salir para conocer si existen retenciones. Hay diversas aplicaciones que te pueden ayudar como Google Maps, Waze o SocialDrive que proporcionan información en tiempo real.
  • Gasolina: en los atascos se dispara el gasto de combustible. Si vas a estar parado durante mucho tiempo (y aunque sean solo dos minutos), puedes apagar el motor ya que sale rentable económicamente. Que no se te olvide repostar antes de salir hacia tu destino, para no parar a mitad de camino.
  • Alcohol: es una de las medidas que nadie debería olvidar, ni siquiera en Navidad. Cuando conducimos el alcohol está terminantemente prohibido. Da igual que salgas de la cena de Nochebuena, Nochevieja o de una reunión con amigos; elige no bebe en esa reunión porque las consecuencias al volante pueden ser fatales.