Home / consejos seguridad / Cómo deben ser las gafas de sol para conducir

Durante la conducción en carretera podemos encontrarnos con cambios de iluminación repentinos. Sobre todo, las variaciones entre el día y la noche como el atardecer y el amanecer. Pueden inducir a la relajación, la distracción y se produzcan los temidos deslumbramientos por luz solar directa. Para evitarlos, una de las claves más interesantes es el uso de gafas de sol.

Todavía existen muchos conductores que no emplean unas gafas de sol adecuadas para conducir. Emplearlas está recomendado puesto que reduce la fatiga, especialmente en ciertas horas. Desde Autolunas Carabanchel te vamos a explicar cómo deben ser las gafas de sol prestando atención a una serie de características como: su calidad, tipo de lente, color o montura.

Aspectos interesantes de las gafas de sol para conducir

  • Calidad: las gafas de sol para conducir no pueden ser unas gafas cualquier. Necesitas unas que tengan una calidad adecuada, como aquellas que hayan pasado los controles de la Unión Europea. Las encontrarás buscando las que tengan una certificación que corresponde a las siglas CE. Comprueba también la certificación del filtro de radiación ultravioleta que te protejan de los rayos del sol.
  • Lente: si vas a comprar unas gafas para conducir, la lente es lo más importante que debes mirar. Te interesa optar por unas lentes polarizadas porque no solo tienen los mejores filtros UV, también ofrecen protección contra los deslumbramientos. Pueden ser más caras, pero te ayudarán a ver mejor en la carrera ante cualquier circunstancia. Incluso evitan los reflejos de determinados tipos de objetos que pueden deslumbrarnos o distraernos.
  • Color: a veces el color de la lente puede parecer algo irrelevante, pero también es muy importante. El color del cristal repercutirá de forma directa en como percibimos los colores del entorno. Por eso se recomienda unas gafas de sol con la lente de color gris. La razón es son con las que podemos diferenciar mejor los cambios en el relieve, el contorno de los objetos y no impedirán que veamos correctamente el color de los semáforos.
  • Material: si seguimos hablando de las lentas de las gafas, hay que fijarse en el material del que están hechas. Muchos fabricantes optan por lentes orgánicas que son mas resistentes que el cristal, otros usan vidrios. La clave es que las orgánicas son seguras porque es complicado que se rompan. Pueden ser más ligeras, aunque se pueden arañar con mayor facilidad.
  • Montura: y por último también hay que prestar atención a la montura de tus gafas de sol. Debe ser ligera, algo que no notaremos en los trayectos cortos, pero si en los largos. Sobre todo, debes pensar en la comodidad, porque no son iguales unas gafas de pasta que unas de aluminio.