Home / Autolunas Madrid / ¿Cómo mejorar la visibilidad al volante?

El coche es el medio de transporte que más autonomía nos da. Podemos desplazarnos a cualquier lugar en cualquier momento. Sin embargo, también es el medio más peligroso. Cualquier despiste o error que cometamos al volante puede provocar un accidente. Por tanto, habrá que extremar la precaución al volante. Un factor determinante en la conducción y en la seguridad es la visibilidad. Cuando conducimos, el 90% de la información nos llega a través de la vista, aunque tampoco nos podemos olvidar del oído, también importante a la hora de conducir. Durante la conducción, se producen constantes cambios (velocidad, condiciones meteorológicas, resto de vehículos, orientación, peatones…) que nos exigen ajustar nuestro foco de visión. Es la única manera de conocer lo que está sucediendo a nuestro alrededor y de tomar decisiones que sean seguras.

La visibilidad es un factor determinante para reducir los accidentes. Existe una serie de factores que pueden hacernos aumentar la visibilidad al volante y, por tanto, aumentar la seguridad. En Autolunas Carabanchel os vamos a explicar los más importantes.

Pautas para mejorar la visibilidad al volante

  • Parabrisas en perfecto estado. Revisa el estado del parabrisas. Comprueba que está limpio, que no presenta arañazos o grietas que interfieran en el campo de visión. Circula siempre con el parabrisas en perfecto estado. Esto implica que vaya limpio. Del mismo modo, revisa las escobillas del limpiaparabrisas. Si están en mal estado, cámbialas. Otra opción es aplicar repelente de agua al parabrisas. Así ganarás visibilidad los días de lluvia.
  • Se debe mirar al frente y a lo lejos. Ayuda a mantener la trayectoria del coche. Del mismo modo, mirar a lo lejos nos ayudará a anticiparnos a lo que suceda delante de nosotros. También se deben hacer barridos visuales transversales (a los lados) y longitudinales (desde cerca hacía más lejos). No te olvides de mirar por el retrovisor para ver los vehículos que llevar detrás.
  • Cuidado a dónde miras. El coche tiende a dirigirse al lugar donde miramos. Recuerda observar y analizar el entorno, es decir, el estado del asfalto, si hay cruces, si hay salidas de coche… para detectar las posibles amenazas. Una buena idea es mirar a los ojos tanto a los conductores como a los peatones. Es una forma de asegurarse que nos han visto.
  • Mantener la distancia de seguridad. A veces nos encontramos con situaciones donde no podemos ver lo que ocurre delante de nosotros. Por ejemplo, cuando vamos detrás de camiones o de autobuses.
  • Cuidado con los ángulos muertos. Muchos objetos o situaciones se pueden escapar de nuestro campo de visión por diferentes motivos. Puede ser por el ángulo muerto de los retrovisores o porque tenemos un vehículo o un objeto que impide una visión clara. En estas situaciones, reduce la velocidad y extrema las precauciones.
  • Los deslumbramientos también son un peligro. Reduce la velocidad poco a poco y busca una referencia que te permita seguir conduciendo sin salir del carril.

visibilidad al volante

En Autolunas Carabanchel somos especialistas en la sustitución y reparación de lunas. Si detectas alguna anomalía en tu parabrisas, pide cita en nuestro taller y te lo repararemos dejándolo como nuevo. También realizamos tratamientos de repelentes de agua. Para más información, contacta con nosotros.